Juegos tradicionales

por Carlos Pérez.

Con los niños y niñas en casa, es necesario continuar disponiendo de material para que los pequeños y pequeñas continúen desarrollando su educación y entretención (considerando, también, que una de las rutinas que claramente puede verse afectada durante este tiempo es la actividad física). Quedarse en casa no tiene por qué ser sinónimo de sedentarismo, por lo que esta publicación nos invita a conocer y recordar algunas actividades que, por un lado, ayudarán a que los niños y niñas se mantengan en movimiento, sin la necesidad de contar con espacios muy amplios y, de paso, enseñarles aquellos juegos tradicionales que entretenían a quienes hoy son padres y abuelos.

Juegos Tradicionales (2011), publicado por editorial Amanuta, en sus 45 páginas recolecta canciones y actividades que normalmente pasaban de generación en generación en forma oral. Al leerlo no solo las niñas y niños lo pasarán bien, también lo haremos los adultos, recordando la cantidad de juegos que practicábamos con nuestros familiares, amigos y amigas. Rondas, juegos de manos, de carreras, de ingenio, etc; con esta publicación tendremos horas y horas de diversión. Es interesante observar la genuina sorpresa que expresan los niños y niñas al descubrir  los juegos que aparece en el libro: la chascona, a saltar la cuerda, al elástico, el cachipún, el pimpirigallo, al juego de la oca, el corre el anillo, a la huaracha, etc. Pero también, la satisfacción  que posiblemente tendrán al observar de que nosotros también sabemos jugarlos. Se convierte, entonces, en un hermoso incentivo para promover dinámicas familiares o de grupos.

La escitura de estuvo a cargo de María Angélica Ovalle, historiadora y musicóloga que se ha dedicado principalmente a la historia cultural de Chile. Entre sus publicaciones se encuentran, además de Juegos tradicionales, el libro Reforma Agraria chilena. Testimonios de sus protagonistas (2013). Las ilustraciones fueron realizadas por Paloma Valdivia, una de las autoras e ilustradoras más reconocidas a nivel nacional en el campo de las publicaciones LIJ. Su trabajo como autora ha sido traducido a 12 idiomas.

Por medio de un lenguaje simple, pero claro, y de ilustraciones que grafican muy bien las actividades propuestas, Ovalle y Valdivia conjugan sus talentos en pos de entregarle un valor más allá del solo dar instrucciones. Además, la cuidada presentación física cuenta con un formato y calidad que permite usarlo con periodicidad al realizar los juegos y que no se deteriore.

Juegos Tradicionales es, sin duda, una publicación que vale la pena adquirir.

 

Autor: María Angélica Ovalle

Editorial: Amanuta

Año: 2011