Exposición Virtual: «Susurros de Montaña» de María José Durán

Banner Expo 1

En el marco de Día del Patrimonio en Casa, Biblioteca Viva publica la primera de una serie de exposiciones virtuales. En un formato adaptado para Instagram, Susurros de montaña de la artista visual María José Durán, se puede observar un acto de conservación y registro de la transformación de los paisajes naturales, en el actual contexto de emergencia socioambiental. 


María José Durán (Chile, 1982) vivió 6 años en Nueva York. Luego de graduarse de un MFA Studio Art en el School of Visual Arts, regresó a su país de origen. Allí, en un pequeño sector agrícola del Valle de Aconcagüa instaló su taller. Chile tiene la cordillera más larga del planeta y desde su propio escritorio María José puede ver la cima del monte Aconcagüa, la montaña más alta de los Andes en América del Sur con 6.961 metros.

Este cambio geográfico y ambiental significó un punto de quiebre en su proceso artístico. Empezó a desarrollar una práctica creativa que interactúa diariamente con el mundo natural y con sus propias experiencias de vida: “Recuerdo en mi infancia ser una niña muy inquieta, exploradora, donde el juego era primordial. Viví en Saladillo y allí pude hacer de la naturaleza extrema del lugar mi gran guía para aprender a observar”, comentó la artista en una entrevista con BV.

“Nevadas de hasta dos metros, días de lluvia interminable, rocas que se veían caer desde los peñascos en la montaña empinada próxima a mi casa, desbordamientos de río entre tormentas, y otros eventos cotidianos donde jugábamos, formaron entonces mi conciencia creativa”. Son imágenes que la artista guarda entre los recuerdos de su niñez. 

Durante su estadía en Nueva York, María José tuvo que lidiar con la rapidez de la ciudad y, pese a que vivir allí significó una buena experiencia, sintió que no era necesario vivir tan apresurada o ansiosa por llegar a una meta: “Descubrí que lo mío no podía ser solo velocidad en el andar; entonces me vine al campo. Aquí sentí la necesidad de hacer memoria de estos paisajes en riesgo de ser devorados para intencionar la reconstrucción y validación de ellos en par con la de mi propia memoria de mujer”.

Hoy desde su taller, en medio de paisajes que brinda la naturaleza, María José realiza sus composiciones textiles que ilustran el mundo natural reflejando estaciones, estados de ánimo, temperaturas y eventos naturales. Sus trabajos han sido presentados en la ciudad de Nueva York, Berlín, Santiago y Valparaíso, en exposiciones individuales en Soho20 Gallery, Espacio O, Casa Crucero Galería de Arte y exposiciones colectivas.

Susurros de montaña

Susurros de Montaña es la muestra que reúne los trabajos del último período de María José Durán, donde según el texto de la curadora Macarena Cacciuttolo “nos muestra la búsqueda de la artista por la representación de los procesos naturales. Sus obras son una construcción íntima y pausada de nuestra contemporaneidad que se ancla en la representación del paisaje como fuente de memoria ante la emergencia socioambiental que estamos viviendo”.

Por primera vez se presenta una muestra virtual de este trabajo, a través del Instagram @Biblioteca_Viva, donde se puede apreciar parte del conjunto de obras que en palabras de la propia autora “nacen de avistamientos diarios del monte Aconcagua en San Vicente y de la experiencia de trabajar en silencio en tierras que fueron habitadas por ancestros. Así, puntada tras puntada, surgen textiles tal como expresa el título de la exposición, como si la memoria del lugar me soplara al oído cómo y qué tengo que bordar”, concluye.

En concordancia con lo anterior, la curadora Macarena Cacciuttolo agrega que “el arte de María José está basado en su interacción con el mundo, sus obras reflejan el contexto geográfico y social de la artista. Son una canalización de memorias, de aprendizajes, saberes ancestrales y murmullos mentales”.

A continuación puedes ver la exposición virtual Susurros de montaña. Para una mejor experiencia, te recomendamos que la veas a través de la aplicación Instagram.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Biblioteca Viva (@biblioteca_viva) el

Deja un comentario